Tanto la textura, como el volumen del cabello de los hombres es muy similar al de las mujeres, sin embargo, los estilos de ambos no pueden ser más diferentes.

 

Para los niños, hay que buscar un estilo que defina su personalidad.